Son todas aquellas condiciones de las que no se tiene control y que influyen o dirigen el proyecto.

Pueden ser  internos (la misma organización):

  • Cultura de la organización.
  • Ética y horas de trabajo.
  • Disponibilidad de recursos.
  • Capacidad de los empleados.
  • Distribución geográfica.

Externos (cuando están orientados al cliente o situaciones fuera del proyecto):

  • Condiciones del mercado.
  • Estándares gubernamentales.
  • Restricciones legales.
  • Consideraciones financieras.
  • Elementos ambientales físicos.